Latas de comida en estanterías

Si vas a querer que el público conozca el nombre y el propósito de tu producto, incluso el detalle más insignificante puede tener un gran impacto. El diseño de una etiqueta puede tener pequeños defectos que generen un impacto negativo en la forma en que el producto es percibido por el público. Aquí hay algunos detalles que, si no se cuidan, pueden dañar el diseño de las etiquetas:

Tamaño de la letra


No es buena idea incluir mucha información en la etiqueta, ya que habría que optar por un tamaño de letra muy pequeño. Al final, no se puede conocer ningún dato por ser ilegible. Esto no quiere decir que la información tenga que ser visible a 10 metros de distancia, aunque el nombre del producto sí debe ser fácilmente identificable. En definitiva, ningún detalle es más importante que la legibilidad de la información ni la identificación de marca.

Legibilidad del tipo de letra


La fuente de letra puede ser distinta o interesante, pero no a expensas de una lectura sencilla. Las bebidas energéticas y las bandas de metal tienden a utilizar diseños barrocos e ilegibles. Aunque quede diferente en el sentido estético, resulta muy difícil de leer en una etiqueta.

Colocación de la etiqueta


Los occidentales leen de izquierda a derecha y de arriba a abajo. Descuidar esta simple tendencia puede hacer que el consumidor pase del producto enseguida. Por ello, no es recomendable jugar con el sentido del texto. Lo mejor es colocarlo acorde a la cultura de lectura.

Combinación de colores


La elección de colores es otro elemento para estudiar. Cualquier color en la letra que se mezcle con el fondo y cualquier combinación que induzca convulsiones son opciones que evitar.

Diseños anticuados


A todos nos gusta la nostalgia, pero esta tarda entre 30 y 40 años en afianzarse, y los elementos de diseño originales tienen que recordar a una época en concreto. Hay ciertos elementos de diseño que fueron acogidos universalmente por las consultoras de diseño y comercialización en los últimos años, y muchos de ellos se siguen usando tenazmente.

Si todavía tienes dudas sobre las etiquetas, ponte en contacto con el equipo técnico de Logiscenter y ellos te ayudarán en todo lo que necesites.